Conversatorio "Inversión social y problemática fiscal"

El 23 de marzo se efectuó el conversatorio previsto con Alberto Minujín y Juan Manuel Villasuso sobre el tema Inversión social y problemática fiscal.

Se trató de una actividad no exclusiva de los DsB. En consecuencia, asistieron personas del sector público, academia y organizaciones no gubernamentales por parte de UNICEF.

En una muy breve síntesis, se resaltan algunos aspectos centrales de su intervención:

1. El eje de la exposición es la pregunta de si un país puede ser igualitario y competitivo internacionalmente en la etapa actual del capitalismo.

2. Si bien el entorno internacional está marcado por una tendencia a la revisión del Consenso de Washington y a las políticas más duras de apertura propias de la primera fase de la globalización, se arrastra como problema el deterioro de las bases del Estado de bienestar y el recrudecimiento de los niveles de pobreza (en apoyo a ello cita un estudio internacional reciente -de corte comparativo- que mide la pobreza de modo directo en la población infantil).

3. En términos de estilos de crecimiento económico/desarrollo, se visualizan 2 modelos: Uno empobrecedor (centrado en el uso de mano de obra barata y los recursos naturales) y otro de crecimiento con bienestar que apuesta en la potenciación de las capacidades y oportunidades de las personas. Esto último es congruente con la revisión del Consenso de Washington.

4. El reto fundamental pasa por conciliar las esferas económica y social. Un pacto fiscal y social que enfrente los desequilibrios económicos y permita el desarrollo con equidad. En esta última dirección un eje crítico es que la política social vaya más allá de la prestación de servicios y retome las dimensiones productiva (vinculaciones con el tema de empleo) y la redistribución en sentido amplio.

5. En relación con los instrumentos de política disponibles para propender a lo planteado en el punto anterior, destaca la importancia que tiene el presupuesto como instrumento resumen de las políticas públicas y la necesidad de ensanchar la presencia y participación ciudadana en sus distintas fases: preparación, aprobación, ejecución y monitoreo/auditoría.

Juan Manuel Villasuso hizo una exposición en seguimiento a la discusión sobre la reforma fiscal que se organizó como una actividad adyacente de los Diálogos sobre el Bienestar el pasado 10 de marzo.

Plantea la importancia de este ejercicio para precisar los puntos de convergencia y divergencia en esta materia que ocupa primeros planos de la agenda nacional. En su intervención destacó los siguientes aspectos:

1) el proyecto que se encuentra en la corriente legislativa no cumple con las expectativas de una verdadera reforma fiscal pues en realidad se encuentra abocada al ámbito tributario, 2) en el plano de lo tributario, se valora como positivo el paso de la renta territorial y cedular a la renta mundial y global así como la incorporación del IVA, 3) el problema fundamental de la propuesta radica la variación en las tasas impositiva a las empresas y a las personas, lo cual no se justifica en términos de equidad, siendo cuestionable también su justificación en términos de una política de atracción de la inversión extranjera directa (el temor de la corrida de las empresas que actualmente se encuentran en zonas francas).

Luego de las presentaciones de Alberto Minujín y Juan Manuel Villasuso se generó un rico intercambio de opiniones con las personas participantes que permitió la profundización de los temas planteados.

Aportes en esta dirección fueron: 1) la necesidad de considerar el capital social de las naciones y regiones así como las tendencias demográficas (ensanchamiento gradual de la población mayor de 60 años) en el análisis de escerios de desarrollo, 2) la relevancia de la participación ciudadana como medio de garantizar la transparencia en la elaboración y seguimiento de los presupuestos públicos, pero también de las políticas, 3) la necesidad de retomar acciones de planificación que de sentido a la definición de las políticas que han de sustentarse en el presupuesto, 4) la necesidad de combatir las asimetrías sociales que prevalecen en el país, 5) el diseño de la reforma tributaria debe contemplar pragmáticamente las dificultades de la administración tributaria de recaudar lo pretendido y propiciar precisamente esa capacidad de cobro, 6) la seguridad social en Costa Rica muestra una
tendencia hacia la fuga de sectores de ingresos medios y altos, 7) la dolarización social ligada al actual juego económico genera fisuras importantes en el tejido social, lo que hace de la integración social un tema de la mayor trascendencia.